Publicado el 06.02.2018 00

Los niños Leo

Solares, generosos, optimistas como la estrella que los gobierna, quieren estar siempre en el centro de la atención: ¡son los pequeños leo!

Signo que caracteriza a los nacidos entre el 23 de julio y el 23 de agosto, el Leo con su energía ¡crea caracteres fuertes! Necesitados de atención, los niños leo querrán estar siempre bajo los reflectores: ¡estar en el centro, exactamente igual que el sol!

Sociables, luminosos y generosos, estos leoncitos tienden a dar inmediatamente una gran confianza a los demás, corriendo a veces el riesgo de decepcionarse: en esto se ve toda su ingenuidad. Por eso puede ser importante advertirles acerca de los comportamientos humanos, para intentar hacer que sean un poco más cautos.

Quieren siempre destacar, si hacen algo quieren hacerlo bien, por lo que en algunas circunstancias el miedo de no estar a la altura podría bloquearlos a la hora de actuar. Por este motivo necesita recibir elogios y, cuando sea necesaria la regañina, por lo menos que se haga con las debidas maneras para no paralizarlos completamente.

También en los juegos el pequeño leo quiere ser el primero: en los juegos de equipo ¡naturalmente querrá ser el capitán! Dotado de carisma y de entusiasmo, es capaz de guiar a los demás. Prefiere los deportes dinámicos, las actividades al aire libre y todo lo que conlleve movimiento.

No conoce las medias tintas, para él todo es negro o blanco, así que debe ser educado con firmeza pero evitando los tonos autoritarios: no tolera bien las imposiciones injustas.

El aburrimiento es su enemigo y esto hace que sea poco propenso a tener paciencia, a estarse quieto o a leer con atención: ¡el ordenador nunca lo atraerá demasiado! Como la lectura de las instrucciones de un juguete: ¡para él es mucho mejor comenzar a jugar en seguida!