Publicado el 04.02.2017 00

Pies de verano

Hace calor y también los piececitos de tu pequeño ¡necesitan sentirse frescos! Llegan las sandalias, pero atenta a algunos detalles

La primera vez que lo ves ponerse de pie y tambalearse para dar algunos pasos te parece la conquista más grande que pueda hacer, pero ahora camina más o menos seguro y quiere hacerlo solo también cuando vais de paseo… ¡Llega el momento de comprarle unos zapatitos para sus salidas fuera de casa! Jugar, correr, saltar, ir a la playa o dar un hermoso paseo por la montaña son todas ellas actividades que requieren un cuidado especial para sus piececitos, sin olvidar que, siempre que sea posible, ¡es incluso mejor que esté descalzo!

Sobre todo cuando hace calor no es fácil elegir los zapatos más adecuados a las necesidades de tu pequeño, porque debes encontrar un punto intermedio entre utilidad y comodidad. Así que ¿cómo elegir los zapatos más adecuados? Mejor no reciclar zapatos usados, porque la suela interna toma la forma del anterior propietario y podrían no adaptarse a la de tu pequeño. Los zapatos además sirven para proteger el pie de tu pequeño y facilitarle el caminar, así que deben ser cómodos, flexibles y ligeros. Si camina desde hace poco y a veces aún gatea, o si tienes que llevarlo a jugar al parque, puedes optar por zapatos o sandalias cerradas delante y detrás, de manera que el talón y los dedos ¡estén a buen recaudo! ¿Es ya un pequeño explorador y tiene cierta destreza en el paseo? Podrás divertirte eligiendo entre varios modelos de sandalias abiertas, que lo harán sentir fresco y cómodo durante los juegos al aire libre con sus amigos, las escaladas y ¡las carreras por el césped!