Publicado el 04.02.2018 00

Corte imperio…¡salvadas!

Cómodo, chic, perfecto también después del parto, el corte debajo del pecho es lo que necesitas.

Con el pasar de las semanas la circunferencia de tu cintura aumenta cada vez más y la necesidad de sentirte cómoda crece junto con la barriga. Los pantalones ya no entran, las camisetas aprietan en el pecho y las faldas no abrochan… ¿S.O.S. armario? ¡El clásico corte imperio viene en tu ayuda!

Siempre elegante, porque tiene formas suaves y es cómodo, un vestido con corte imperio es la solución más adecuada para ti. Se ciñe un poco por debajo del pecho, poniendo en evidencia tu “nuevo” escote y, cae recto sobre las caderas, adaptándose a la barriga que crece. Te da libertad de movimiento y comodidad: cualidad que, con el pasar de los meses, apreciarás cada vez más.

Fácil de llevar, corto es perfecto también en invierno sobre leggins bien abrigados; y es inigualable en verano sin mangas y con cómodas sandalias. En color liso, elástico, con fantasías, satisface gustos diferentes y con algunos accesorios siempre está de moda entre las futuras mamás.

Pero lo que hace que sea verdaderamente único es que cuando des a luz podrás seguir llevándolo: disimulará las formas que aún no han vuelto a ser lo que eran y su comodidad no tendrá comparación cuando te enfrentes a las jornadas con tu bebé.